11 sept. 2012

11 años del 11-S

Recomendación de la semana



Permitidme hacer de esta recomendación un homenaje, como me gustaría hacer cada año, a las víctimas de este brutal ataque que sigue conmocionándome once años después.
El momento de los aviones y la caída de las torres lo recuerdo nítidamente; dónde estaba, qué hacía, qué tenía pensado hacer y qué no hice por ver como terminaba uno de los días que más peso han tenido y tendrán tras aquel momento.
Ha sido uno de los momentos que más miedo he pasado. Cuando algo de esa magnitud ocurre... puede ocurrir casi cualquier cosa. Y si la sensación de fragilidad me invadió durante un tiempo no quiero ni pensar lo que pasarían los que lo vivieron en primera persona, los que perdieron familiares y amigos y para los que ese momento no fue un horror visto por televisión sino una realidad bien amarga.
Ese ataque me ha interesado muchísimo desde que empezaron a esclarecerse los  acontecimientos y he leído opiniones (y no pocas) de gente de a pie, como cualquier de nosotros, decir con la boca pequeña que era un golpe en parte merecido por la prepotencia y sensación de superioridad de EE.UU. Yo me alejo totalmente de esa opinión y creo que, más allá de actuaciones internacionales y de la sensación que nos produzca como un país mejor o peor, con sus cosas buenas y malas, no hay explicación para terminar con la vida de oficinistas, bomberos o caminantes que lo único que querían era una vida normal.
Por todo esto me gustaría hacer de esta "Recomendación de la semana" una pequeña reflexión y un recuerdo a las personas que sufrieron y murieron ese día y los sucesivos independientemente de creencias, razas o nacionalidades.
Este tipo de cosas deberían estar reservadas para las películas o los cómics, no para la vida real.
Así pues, os diría que esta semana le echaseis un vistazo a algún documental o incluso a la película World Trade Center que se emite esta noche por televisión. No para disfrutar de una trama intensa ni de unas interpretaciones maravillosas, sino para evitar que se olvide lo que ocurrió y desear con todo lo que llevamos dentro que no vuelva a suceder nunca más en ningún país.

No hay comentarios:

Publicar un comentario